Semana de Renovación de la Iglesia de la Ciudad

Semana de Renovación de la Iglesia de la Ciudad

Escrito el 28/06/2019
Consejo de Pastores


Una pasión renovada para un tiempo de oportunidades

Una pasión renovada para un nuevo tiempo de oportunidades fue el motivo de que la Iglesia de la Ciudad se movilizara durante la semana del 24 al 28 de junio pasado. La convocatoria, organizada por el Consejo de Pastores de Buenos Aires, significaron cinco noches consecutivas de celebración, con miles de cristianos de distintas congregaciones para compartir, lo que se llamó una “Semana de Renovación”.

El evento se realizó en el auditorio de Visión de Futuro, que se vio colmado cada jornada, con un programa diferente. El lunes ministró Marcos Brunet con los músicos de Toma Tu Lugar. El martes lo hizo Marcos Barrientos. El miércoles tomó la plataforma el pastor Claudio Freidzon, el jueves el evangelista Carlos Annacondia, y el viernes varios pastores referentes de la ciudad.

Fue sorprendente la expectativa de los asistentes que llenaban el auditorio minutos antes de empezar y esperaban, en algunos casos, hasta tres horas antes de que las puertas se abrieran.

A lo largo de las distintas noches se vivió un hermoso tiempo de alabanza y adoración a Dios y recibimos la ministración del Espíritu Santo quién renovó nuestras vidas para misionar unidos en la Ciudad. 

Al comienzo, Marcos Brunet nos habló sobre nuestras reacciones frente a las crisis. Nos desafió a desechar la indiferencia y amargura, mientras abrazamos la creatividad y valentía que viene del Cielo.

A su tiempo, Marco Barrientos afirmó que sólo seremos renovados si nos reconocemos necesitados de Dios, de los demás y nos mostramos vulnerables frente a personas maduras espiritualmente. “Dios quiere hacernos libres de la vergüenza para abrazar y amar como Jesús”, dijo el cantante.

El pastor Claudio Freidzon describió las tres “P” de la vida cristiana: Caminar sabiendo la promesa de Dios sobre nuestra vida, afirmados en la palabra y junto a su presencia. El jueves el Carlos Annacondia habló sobre la compasión. “Llorar por las personas llena de compasión nuestro corazón y eso hará que Dios obre milagros” –expresó el evangelista. 

El último día, luego de una semana impactante, los pastores de la mesa coordinadora del Consejo impulsaron a la Iglesia a hacer discípulos, pastorear las manzanas de la Ciudad y seguir este camino de renovación permanente en nuestros corazones activados en el propósito de Dios. Durante esta última noche se hizo impartición de dones sobre los presentes.

Es tiempo de oportunidades, y la Iglesia de la ciudad está comprometida en ser protagonista para ver una Buenos Aires a los pies de Jesús.

Mirá fotos y video resumen en perfil de Instagram